¿Qué es el conflicto?

Los conflictos son manifestaciones de la falta de entendimiento, ya sea porque las partes ven las cosas de distinta manera o porque quieren cosas diferentes.

Recordemos que los contratos en su definición básica son acuerdos de voluntades entre personas, las cuales tienen distintas percepciones, expectativas y estados de ánimo que influyen en ellas.

¿Puede el Smart contract resolver o contemplar todas las variables de un posible conflicto?

En su concepción el Smart Contract tiene la capacidad de ejecutar acciones de manera autónoma si se cumplen ciertas condiciones. Estas son y deben ser limitadas y finitas en la lógica de programación. Por ello, HOY no pueden contemplar todas las variables de un potencial conflicto.

Lo cual nos pone en la necesidad de crear un PUENTE, entre el Smart contract, como herramienta que cubre necesidades contractuales con sus virtudes basadas en la blockchain, y todos los potenciales puntos de conflicto que son inherentes a los acuerdos entre personas. Un puente para unir estos dos mundos, la virtualidad y la humanidad.

Entonces nos vimos en la necesidad de generar mecanismos que den flexibilidad al Smart contract para adaptarse a las particularidades del caso. Y estos mecanismos solo tienen un único fin, que es que las partes finalicen un contrato o un acuerdo con el mayor grado de satisfacción posible.

How we work

Etapas de la resolución del conflicto

Prorroga

Opera como una extensión de plazo para que la parte que tiene la obligación, pueda cumplirla de forma efectiva. Implica una instancia en que las partes de común acuerdo quieren continuar con la relación contractual aplazando las fechas.

En caso de que no haya acuerdo de prolongar las fechas en el tiempo, inevitablemente da paso al cierre del contrato y a la siguiente etapa de solución de conflicto.

Propuesta de cierre

Habiendo finalizado el periodo de prórroga de forma insatisfactoria, las partes poseen un periodo de tiempo en el que podrán solicitar una propuesta de cierre

Las “Propuestas de cierre” constituyen un ámbito de negociación entre las partes para tratar de compatibilizar intereses, en las cuales se realizan entre si una oferta de distribución de los fondos retenidos en el contrato.

El sistema funciona en blockchain con la misma lógica que un Smart Contract y requiere de la acción y reacción de las partes.

Arbitraje

Si las partes por si mismas no se pueden poner de acuerdo, se da paso a la última etapa de solución de conflicto a fin de que pueda arribarse a la resolución del contrato de forma equitativa y con el mayor grado de satisfacción de las partes.

En esta instancia las partes designan a un tercero imparcial quien pone fin a la disputa determinando a cuál de las partes le asiste razón, y en qué medida. Se trata de un arbitraje “ad hoc”.

El ámbito de procedimiento arbitral se rige por las siguientes premisas:

Celeridad: Dtecdeal propone un Arbitraje Smart cuyo procedimiento se encuentra regido por gaps de tiempo que las partes y el árbitro no pueden soslayar.

Confidencialidad: la decisión del árbitro quedará plasmada en la plataforma siendo visible solo para las partes que suscribieron el contrato.

Especialización: la expansión de la plataforma será acompañada por el incremento del plantel de árbitros que deberán contar con experiencia acreditada en las áreas del derecho cuyos contratos se ofrecen.

¿Tenés alguna duda? Contactanos y te daremos la información que necesitas.